jueves, 28 de febrero de 2013

TREN GLASGOW-MADRID

   A los 81 años ha fallecido Bruce Reynolds,  uno de los componentes del grupo que llevó a cabo el famoso asalto al tren postal de Glasgow,  posiblemente el cerebro,  en el que intervinieron más de veinte personas, entre ellas Ronald Biggs,  huido a Brasil durante muchos años,  hasta su regreso a Londres.
   Al cambio de hoy,  fueron más de cuarenta y seis millones de euros los sustraidos en aquél audaz asalto,  del que este año se cumplirá el cincuenta aniversario.
   Algún día también se recordará a los mangantes que aquí,  en nuestro país,  han llevado a la ruina a varias entidades bancarias mientras llenaban sus bolsillos.   Pasará mucho tiempo y los delitos habrán prescrito,  como sucede habitualmente.
   Porque en España no solo es ciega la Ley,  como suele decirse,  parece aún más ciega la fiscalía según quien gobierne.  Es lo que tenemos y así nos va.
  
  

miércoles, 27 de febrero de 2013

BUEN VIAJE, JOSEPH

   Te marchas,  confundido y lleno de dudas,  para vivir con humildad tus últimos días.  Te marchas sorprendido,  si cabe,  por cuanto suponías y te negabas a admitir. 
   No le escribo al Papa,  nunca lo haría,  sino a Joseph Aloisius,  nacido el 16 de Abril de 1927  que hoy,  justamente,  deja a su Iglesia en una encrucijada de incertidumbre.
   Dejas,  estimado amigo,  un legado pobre en obras y,  sobre todo,  dejas cuestiones por afrontar.  No has sido valiente para abordar con determinación cuanto lastra a la nave.  Dejarla a la deriva no es de buenos capitanes.
   Pero ignoro la profundidad de cuanto sabes;   debe ser grande lo que te empuja a tan grave decisión. 
   Mañana serás más libre pero nos habrás hecho a todos más súbditos de la duda,  quizás porque como bien dice La Biblia,  los caminos del Señor son inexcrutables.   No sabíamos hasta qué punto.
  
  

lunes, 25 de febrero de 2013

BUEN PROVECHO

   De repente sucede que llevamos comiendo carne de caballo desde hace tiempo,  a precio de ternera y sabor a chicle.  Varias marcas de reconocido prestigio comienzan a retirar productos del mercado y en breve se nos acusará a los españoles del desaguisado.
   Caballos aquí tenían los Domecq y los nuevos ricos que mandaban a sus hijas más pijas embutidas en pantalones y botas de montar al picadero por si se arrimaban a uno de ellos.
   Pero parece que las niñas se liaban con el caballerizo y al final faltaban Domecqs y sobraban caballos. 
   Quizás por eso empezaron a verse más por las amburgueserías cutres que por los picaderos de postín pero,  justo es decirlo,  aquí no teníamos caballos suficientes para surtir a Europa.  Sinvergüenzas sí,  pero caballos no y por eso no sería justificable que se nos acusara.  Alemanes,  Franceses,  Belgas,  Italianos y,  naturalmente,  Ingleses,  tienen también caballos,  o tenían,  además de niñas pijas desencantadas.
   Hablando de pijas,  ya me dirán ustedes qué pinta la tal Corinna haciendo comunicados  en referencia a miembros de la familia real.  Cosas veredes.
   Pero hablábamos de caballos,  vaya a saber cuantos se ha comido usted en los últimos tiempos;  aquí nos los comimos en la guerra,  tras zamparnos a los burros,  que eran como ellos pero en utilitario y un pelín más duros.
   Al cabo de los años,  a nadie se le había pasado por la cabeza volver a comerlos porque la ternera se había puesto a tiro de casi todos.  Hoy empieza a estar lejano de demasiados presupuestos hasta la de caballo.
   Me perdonará usted que vuelva al tajo,  aprovechando que el río así llamado pasa por Extremadura  donde también los hay y me sorprenda de que esta buena señora,  hablo otra vez de doña Corinna,  lo que pretendía,  dice,  era buscarle un trabajo digno a Urdangarín por encargo del Rey,  que parece tener poca fé en las oficinas de empleo estatales.   Con la de españoles que le habrían agradecido una gestión similar.
   No me quiero desviar,  a mis años;  yo quería referirme a que la ternera ya no era lo que fué y estaba muy barata en el Mercadona,  que mire usted por donde,  es de los pocos sitios donde de verdad es ternera.  De los demás,  qué sabe nadie.
  

domingo, 24 de febrero de 2013

EL YETI

   El también conocido como abominable hombre de las nieves,  o Migou para los tibetanos,  se sitúa habitualmente por la cordillera del Himalaya. 
   Nadie le ha visto y solo algunas huellas de enorme tamaño parecen dar fé de su existencia.  Pero está entre nosotros.
   Le he podido ver camuflado de portavoz del gobierno popular de Madrid,  llamando golpistas a los manifestantes que muestran su desacuerdo con las medidas de su gobierno.  Tan animal como él.
   Le había visto antes decretar el cierre de las urgencias  médicas en multitud de localidades,  poniendo en riesgo la vida de sus habitantes.
   Dispone de gran movilidad,  por lo que se le ha podido detectar recientemente en Alemania,  esta vez vestido de ministro,  proponiendo que los alimentos compuestos por carne de caballo recientemente detectados e inmovilizados sean entregados a los pobres.  Otro animal.
   Nadie sabe porqué se califica de abominable al pobre Yeti mientras en tantos paises,  como aquí,  se utilizan coches oficiales para llevar corruptos y se mantienen en sus cargos a quienes han demostrado sobradamente merecer la abominación,  teniendo en cuenta que ello significa condenar o maldecir por considerarlo perjudicial para la sociedad. 
   Los científicos siguen buscándolo en helados parajes tibetanos sin caer en la cuenta de que El Yeti se pasea entre nosotros,  bien vestido con trajes o bolsos frecuentemente regalados.  Es su mejor camuflaje.

jueves, 21 de febrero de 2013

SOBRE EL HUMOR


   Dice Santiago Roncagliolo,  escritor peruano,  autor entre otras obras de Oscar y las mujeres,  (Alfaguara),  que  "  el humor es el último refugio ideológico que nos queda ".   Y tiene razón,  mal que nos pese.
   Basta un vistazo a la actualidad para preguntarse en qué país vivimos,  en qué época y en qué circunstancias.  O todo es una pesada broma o hay que tomar las armas. 
   Así,  la ha liado buena el diputado del PSC Navarro diciendo lo que todos pensamos.  Qué atrevido.
   Sabemos que la hernia real es la excusa para un intento de cordura aún incipiente.  Pero no puede decirse porque es muy serio;  nos falta sentido del humor.
   Demasiado tiempo pensando en otras cosas han impedido ver las que importaban y ahora es tarde.
   Hay que abrir la puerta grande para la salida y a mí me parece bien que así se haga y hasta se aplaudan las faenas de hace ya demasiado tiempo.  Los últimos años se ha cotizado bien poco y bien poco acertadamente.   Demos ya la alternativa y que Dios reparta suerte.
   Sobre lo demás,  ya salió la palabra sobre,  créame usted que no quería,  pues mírelo con humor porque a fín de cuentas va a conseguir lo mismo cabreándose.   Sonría. 
  

martes, 19 de febrero de 2013

AQUELLA MÚSICA

   http://youtu.be/z_H1pYcI_l0
   Había olvidado esta hermosa canción,  que eligieron como señal los militares del movimiento MFA para salir a la calle y dar un golpe de estado incruento que desplazó para siempre a la más duradera de las dictaduras en Portugal.
   Solo hubo cuatro víctimas de aquél movimiento,  provocadas por la policía política PIDE.
   Se ha puesto de actualidad cuando varias decenas de ciudadanos interrumpieron en el parlamento al primer ministro luso en su discurso sobre la difícil situación económica del país.
   No es tiempo de sublevaciones militares ni intentonas golpistas de ningún signo,  pero,  ahora me refiero a España,  golpeada como nuestros vecinos por el más cruel saqueo social para calmar a unos supuestos mercados revueltos por la avaricia,  estamos llegando al límite de la paciencia ciudadana,  mientras quienes nos gobiernan se debaten en sus propios problemas.
   Esta música me hace soñar con la cárcel para quienes robaron en esas entidades bancarias arruinadas llenando sus bolsillos mientras propiciaban desahucios,  para los corruptos de cualquier signo,  para quienes desde su responsabilidad como empresarios estafaron y dejaron en la calle y la miseria a tantos trabajadores.  Me hace soñar que no me quitan derechos sociales conseguidos hace años a fuerza de lucha y trabajo,  me hace soñar que no empobrecen mis derechos ni me hacen precaria una sanidad pública de la que estamos orgullosos,  me hace soñar que nuestros hijos,  todos nuestros hijos tendrán las mismas posibilidades para estudiar y forjarse un porvenir que algunos consideran hereditario solo de unas clases.  Otra vez las clases sociales.
   Ya no valen los fusiles pero sí deben sonar fuerte las voces expresando nuestros sueños y nuestra más firme voluntad de no renunciar a ellos.  http://youtu.be/umatsLVKggw

lunes, 18 de febrero de 2013

LO SABEN TODO

    Es como si todo aquél que ha perdido su trabajo con  la prometedora reforma laboral de Báñez,  se hubiera metido a detective.  Lo saben todo sobre usted y han recabado datos e información desde hace muchos años hasta la fecha.
- Ya en el colegio sustraía barritas de regaliz a sus compañeros, - puede leerse en un informe que se adjunta al currículum de candidato a compromisario del partido.
- Es una interesante referencia a su favor,  -  considera un responsable y lo anota en su expediente.
   También consta que en  " la mili " tuvo problemas durante la instrucción,  cuando en el barracón nadie le quería junto a su litera.
- Le olían una barbaridad los piés,  - dice el despiadado informe.
   Le cogieron copiando en un exámen en la facultad y le expulsaron del aula en otra ocasión por quedarse dormido en unas prácticas.
- Es que además roncaba,  -  se lee en el apunte.
   Tienen información concluyente del affaire de su cuñada con el panadero del barrio,  que no solía cobrarle el manolete.  Saben lo del parte al seguro para pintar su segundo coche,  después de quedar con un amiguete,  de nombre Nicolás según el informe,  para darse un voluntario toque entre vehículos en el descampado.
   -Su cuñada es muy XXXXXXXXX  y además le gusta mucho XXXXXXXXX  y hacer XXXXXX -  también figura,  aunque así,  censurado por el supervisor del agente encargado,  posiblemente por contener algún palabro obsceno o malsonante.
   Lo dicho,  lo saben todo,  hasta de aquella vez en que fué con unos amigos a un puticlub de las afueras a tomar la última del homenaje a un prejubilado.
-No consta que subiera con alguna señora al apartado,  -  señala el detective,  aunque se lo pasaron bomba con las pilingüis,  -  concluye.
  Lo saben todo;  tiene usted todas las papeletas para llegar a ser concejal de urbanismo o algo así.  Si le espían es porque es importante y no un mindundi sin informes.  Como yo.

viernes, 15 de febrero de 2013

EL ASTEROIDE DE LA ESPERANZA

   Puestos a imaginar,   suponga que disponemos ya de los medios científicos necesarios para detener durante unas horas al 2012 DA14,  el asteroide que hoy pasa cerca de nuestro planeta.
   Puestos también a ilusionarnos,  porqué no,  imagine que le dan la opción de decidir a quien subir en el pedruzco con la condición de que,  de nuevo en marcha,  no podrá volver a ver a las personas elegidas,  que vagarán por el espacio por tiempo indefinido aunque,  no seamos malos,  en buen estado de salud.
   Existen tres condiciones:  no podrá embarcar a ningún familiar,  descartadas las suegras,  ni beneficiarse de los bienes que posean los elegidos,  que en ningún caso podrán negarse al viaje.
   No podrá seleccionar a ningún vecino,  por muy borrachín que sea y aunque lleve mucho tiempo sin pagar la comunidad.
   Dado el pequeño tamaño del asteroide,  solo podrá optar por cinco personas.  Algo es algo.
   Y ahora viene la apuesta:  si tuvieramos la oportunidad de confrontar las listas de todos,  ¿apostaría a que el ochenta por ciento de los elegidos coincide en gran parte de ellas?.  ¿Apostamos?.
    
  
  

jueves, 14 de febrero de 2013

PAPERAS

   Hay paperas en Madrid,  leo,  y en toda España,  afirmo.  Pero no,  que las paperas a las que se refiere la noticia son de la ya clásica infección que hoy,  ya más cultos,  llamamos parotiditis.
   Aquella,  ya más infrecuente por la acción de la triple vírica,  tan denostada por padres progres de cultura retro,  provocaba una notable inflamación de las glándulas parótidas,  que configuraban una peculiar cara hinchada cada vez menos frecuente.
   Yo creí,  por los tiempos que corren,  que se referían a caras duras,  más de la época y el lugar.  Mil perdones.
   Y hablando de perdones,  con erre que no con ene,  mire usted por donde,  nos enteramos de que aquél eficaz ministro de la época Aznar que veía la mano de Zetapé en cuantas desgracias acontecían a la humanidad y continuaba achacando los atentados del 11M en Madrid a ETA cuando ya se conocía que esta organización de criminales era ajena al tema,  hablo de Acebes,  ha estado cobrando como consejero de Iberdrola casi treinta mil euros mensuales.   Debe tener muchos conocimientos o saber mucho,  que no es necesariamente lo mismo.  Todavía no ha pedido perdón,  ni por una ni por otra cosa.
   Y qué decir de la ministra de trabajo,  que continúa con alabanzas a la reforma laboral de su gobierno.  Es normal,  pienso,  en quien ha encontrado trabajo gracias a él,  su primer trabajo por cierto.
   Y qué me dicen del anterior gobernador del Banco de España,  don Fernández Ordóñez,  que ahora se descuelga afirmando que no se fiaba de Rato al frente de Bankia.   Adivino que nos ha salido,  el buen hombre.  Quienes compraron acciones de la entidad,  en una operación que él y otros como él consintieron,  le hubieran agradecido mayor anticipación en sus pronósticos.  Alguna vez se disculpará,  digo yo.
   Pero quería de hablar de paperas y se me han ido los aires con otros vientos.  Usted perdone.
  
  

miércoles, 13 de febrero de 2013

MÁS SUICIDIOS

   De nuevo se producen suicidios de personas que iban a ser desahuciadas de sus casas.   Nos vamos haciendo a esta rutina como personas y ante la actitud pasiva de instituciones de las que cabía esperar mayor sensibilidad.
   Atrás,  aunque no lejos,  quedaron los tiempos en que las distintas entidades bancarias ofrecían el oro y el moro a quien se le pusiera a tiro,  en una repugnante carrera a la que un Banco de España,  cómplice e incompetente,  no supo poner freno.
   Ahora se pone en la calle a las víctimas de la codicia por no pagar lo arteramente convenido,  por una situación en gran medida provocada precisamente por el desenfreno y falta de control de la banca.
   El banco usurero se queda con su piso pero le exige el pago del total de la hipoteca y se hace con la propiedad del mismo.  A partir de ese momento,  deja de pagar el IBI y la comunidad de propietarios,  convirtiéndose en un deudor con bula  para hacer de su capa un sayo y obrar al márgen de la ley,  amparado por una justicia que se muestra incapaz,  rayando en la complicidad por inacción.
   Solo con que la banca pagara cuanto debe por estos conceptos,  se ingresaría en las arcas públicas una enorme cantidad que haría innecesarios algunos recortes.  Pero quizás el número de suicidios sea aún menor en una sociedad y con unos gobernantes que parecen precisar mayor número de víctimas para reaccionar.

lunes, 11 de febrero de 2013

MALENTENDIDOS

   Tener nombre de calle es sinónimo de haber sido importante y don Juan Prim,  político y militar asesinado en 1870,  debió serlo.  Mire usted por donde,  hasta ahora no se descubre que lo mataron a lazo,  por estrangulación y no con los disparos que le hicieron unos pistoleros,  como figuraba en la historia reciente.
   La investigación policial de entonces no parece haber mejorado mucho a la vista de los resultados actuales,  o quizás se deba a un malentendido.
   Como el hecho de que a partir de ahora solo se admitirán emigrantes que compren deuda soberana.  Ya imagino una caseta prefabricada en el puerto de Tarifa,  por la que podrán pasar quienes han de ser rescatados al jugarse la vida en flotadores de juguete para cruzar el estrecho,  si quieren ser admitidos como personas en España.   Si compran deuda son inversores con derecho a piso, paro y pensión y si no,  son emigrantes que dejan pasar desde el país vecino tras cobrar peaje,  con derecho a devolución y nuevo servicio.  Más malentendidos.
   Como la dimisión del Papa,  inesperada por infrecuente y en coincidencia con la italianización de  España,  que empieza a ser un mal referente por lo que allí temen como la españolización de una Italia que se creía curada de espantos.  No constan apuntes a su nombre en los papeles de Bárcenas ni le ha citado el tal Eufemiano,  por lo que que debe haber otros motivos,  supuestamente.
   Donde ya no hay malentendidos es en el caso del ex marido de la ministra de sanidad,  definitivamente cesado,  supuestamente,  en su actividad de empleado fiel,  como aquél jardinero de película.  Ya saben ustedes,  según Carlos Floriano,  que no se le podía cesar.  También sabrán que,  según Cospedal,  sí que se podía.    Ambos,  aunque les extrañe,  son del mismo partido, más o menos.
   La diferencia estará,  digo yo,  en que el primero habrá quitado de su casa todos los espejos para no ver la cara que se le habrá quedado.
   Pero no cabe mayor malentendido que el que vive cierta prensa:  si hay algo más repugnante que un político corrupto,   es un periodista que lo tape,  que aún debiendo apretarse la nariz mire a otro lado e incluso lo justifique.  Aquí no hay malentendido que valga ni cabecera que resista;  se vende menos prensa porque se cree menos en ella.
  

viernes, 8 de febrero de 2013

EL PUEBLO SOBERANO

   Habla Cayo Lara del  " pueblo soberano " y me vienen a la mente el generalísimo y las coplas de Farina.
   Los jóvenes de hoy apenas si conocen que aquí tuvimos a alguien nombrado así,  como si a un obispo le llamaran obispísimo o putísima a una señora de la vida.
   Eran tiempos en que sonaba mucho lo de pueblo soberano,  como un rebuscado contrasentido o burla gramatical,  porque el pueblo lo era todo menos eso.  Aunque quedaba bien decirlo.
   Pero Lara es del siglo pasado,  como casi todo el mundo hoy,  por lo que maneja aún términos y expresiones caducadas.   Aquí se hizo una guerra para poner al pueblo en su sitio y una postguerra para recordárselo durante mucho tiempo.   Después se chapuceó una transición que puso forzado fín a los rencores de quienes podían tenerlos,  porque los otros tuvieron muchos años para depacharse a gusto.
   A estas alturas,  lo de pueblo soberano suena a coña,  a desconocimiento o a gilipollez;  suena a Farina,  con todo lo que ello representa de buena copla.  Suena a burla a la vista de las actuales circunstancias,  suena a miseria y alpargata,  suena a generalísimo

  
  
  

miércoles, 6 de febrero de 2013

EMPOBRECIMIENTOS JUSTOS O INJUSTOS

   Bien lejos queda mi ánimo de meterme con quienes administran la justicia en España,  pero también es cierto que queda aún más distante mi confianza en ella.  Gracias a ella y a ellos.
   Y no es precisamente la abogacía una de las profesiones por las que profeso mayor admiración,  dicho sea con el mayor respeto a quienes ejerciéndola,  por sus actos la merecen.   Como en botica,  habrá de tó.
   Pero resulta que los representantes legales de Iñaqui Urdangarín recurren a la justicia ante el temor de que la fianza e instrucción en marcha  conducirá al imputado  " a un injusto empobrecimiento ". 
   No estoy de coña,  no,  ni siquiera bebido,  ni usted tampoco ha bebido nada fuera de lo habitual,  ni es el día de los inocentes,  aunque lo parezca. 
   Yo voy a dejar el tema aquí por no ponerme borde y usted bien haría en pensar en otra cosa.  Solo comentar que habría hecho falta esa especial sensibilidad y tacto para tantos miles de ciudadanos que hoy acuden a comedores sociales por el injusto empobrecimiento sobrevenido,  además de verse en la calle tras el desahucio asistido por esa misma justicia en la que muchos no creemos.  Mejor lo dejamos y guardamos el mechero.

lunes, 4 de febrero de 2013

RICARDO III, EL APARCADO

   Pues resulta que al cabo de los años ha sido localizado este buen hombre,  don Ricardo III,  en un párking de Leicester.
   Y no es porque a los reyes ingleses les dejen aparcados cuando se mueren,  como cabría sospechar,  ni siquiera nos consta que guardara la plaza de garaje de alguien.  La historia es así.
   Aquél que nos pintara el cine de apuesto galán guerrero  que perdió la vida en la última de las batallas de la guerra de las dos rosas  y Shakespeare interpretara diciendo aquello de  "un caballo,  mi reino por un caballo ",  nos aparece como la verdad,  descarnado,  como menos apuesto y menos galán,  sufriendo una marcada escoliosis que bien puede comprobarse en su esqueleto. 
   Y es que las apariencias engañan pero la historia acaba poniendo a cada uno en su sitio.  Me refiero ahora a la investigación abierta por Europol,  por la que salen a la luz multitud de apaños y  arreglos de partidos,  en la que están implicados árbitros,  jugadores y directivos a muchos niveles en Europa.
   No me cabe la menor duda que todo ha comenzado ante la sospechosa mala racha de mi Cádiz C.F. de mi alma,  que no levanta cabeza.  Qué duro es el camino del ascenso a segunda.
   Pues nada,  lo dicho,  que cada palo aguante su vela y se investigue si el Cádiz ha sido víctima,  como sospecho,  de esa trama internacional.
   De momento,  ya que no parece haber otros motivos,  esto ha provocado una fuerte caída de la bolsa y el repunte de la prima de riesgo en casi treinta puntos.  Era de esperar.
  

domingo, 3 de febrero de 2013

BALLOTELLI FOR PRESIDENT

   For lo que sea,  oiga,  necesitamos a Ballotelli entre nosotros,  para tener con quien meternos.  Es un monstruo futbolístico,  antipático,  grosero y todo lo que usted quiera,  pero también es un espectáculo verle en el campo y a fín de cuentas al fútbol se va a gritarle a alguien lo que se traga durante la semana.
   Berlusconi,  ese clown con cara de delincuenteo quizás sea al revés,  lo sabe y sabe distraer al personal con estas cosas.  El resto del tiempo las hace peores.
   Aquí tenemos a Mariló Montero y sus profundas disquisiciones pseudointelectuales  que algunos medios aún pagan para cubrir espacio.  Y la quinta y lo de los sobres,  aunque esto pasará pronto de moda en un país en el que se admiten listas cerradas plagadas de impresentables.
   Hay que fichar a Ballotelli y así tendremos los fines de semana cubiertos de carnaza,  con su ración xenófoba,  para más share.
   Hay que hacerle contertulio,  que no todo va a ser meterse con el siempre paciente Marhuenda.  Hay que hacerle rey mago y concejal de urbanismo de algún sitio con posibles para ser tentado con algo y premio Planeta y darle un Goya.
   Italia y España se parecen cada vez más,  para mal de ambos países,  por lo que en todo caso se podría llegar al compromiso de compartir su figura y presencia.  Por lo ya visto,  él apenas notará la diferencia.
  

viernes, 1 de febrero de 2013

DE OTROS TIEMPOS

   A mí me cogió el inglés crecido aunque con pantalón corto porque las madres de mi época tardaban en admitir los largos, ya que una vez probados no había niño que quisiera los otros,  que seguramente serían más caros o tal vez  se resistían a dejarnos crecer.
   Eran tiempos de Franco,  a quien yo veía como un militar bajito que nos salvó de aquellas hordas rojas que nos querían vender a Moscú.  Eran tiempos de Formación del Espíritu Nacional,  una asignatura aburridísima que jamás comprendí para qué servía y en la que oí por primera vez la palabra solidaridad,  que un poco entusiasta profesor usaba a la menor oportunidad.
-La solidaridad nacional, - decía antes de perderse en cosas que nadie entendía.
   Soy de tiempos del francés,  que debía ser más importante porque casi todos los niños lo estudiaban,  mientras un mínimo porcentaje de raros salían de las aulas porque eran de inglés.  El tiempo me demostró que todos,  menos ellos,  estábamos equivocados y habíamos perdido años estudiando un idioma feo e inútil salvo para los franceses que no hablan el  de Shakespeare.
   Ya de mayorcito y por narices,  tuve que manejarme aunque mal en él y fuí descubriendo que las letras de aquellas canciones que tanto nos gustaban a todos,  eran malísimas.  En una época incluso las canté y vaya a saber usted qué decía con mis escasos conocimientos.
   Hoy apenas recuerdo el francés y además habría preferido que me enseñaran mejor el gallegoel catalán, el vasco,  el bable y quien sabe si con los años habría entendido mejor el significado de aquella palabra que tan rara me sonaba y que puede haber perdido sentido,  en una época en la que parece que no cabemos todos en el mismo cuadro en el que nos pintaron.